Recorrer en bicicleta la ruta del Patrimonio de la Unesco al borde del agua permite visitar los cuatro ascensores hidráulicos inscritos en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

Además de su gran belleza, tienen la particularidad de ser los únicos del mundo que subsisten en su estado original y continúan en funcionamiento.

EL RECORRIDO

El recorrido conocido como “Unesco au fil de l’eau” o el Patrimonio de la Unesco al borde del agua consta de 22 Km y tiene una dificultad media.

El punto de partida se encuentra situado a 55 km de Bruselas, (apenas a una hora en coche de la capital) y permite pasar un agradable día haciendo deporte al aire libre rodeado de un bonito paisaje.

Ascensor Strepy-Thieu

INICIO DEL RECORRIDO

La visita comienza en el gran ascensor de Strépy-Thieu. Justo enfrente  hay un parking para dejar el coche, ya que al tratarse de un recorrido en forma de bucle el punto de llegada es el mismo que el de salida.

El ascensor Strépy-Thieu es el ascensor funicular de barcos más grande de Europa, capaz de reemplazar cuatro ascensores hidráulicos de 300 toneladas cada uno. Si lo deseas, puedes visitar sus instalaciones para conocer el funcionamiento de esta magnífica obra de ingeniería.

Su original nombre se debe a que se encuentra geográficamente entre los municipios de Thieu y Strépy-Bracquegnies.

Funciona también como oficina de turismo y punto de alquiler de bicicletas. Ahí fue donde recogimos las nuestras antes de iniciar el paseo.

DESCRIPCIÓN DEL RECORRIDO

Comenzamos dirigiéndonos por el carril bici hacia el Ascensor N°4. Antes de llegar al ascensor pasamos por el pequeño puerto de recreo de Thieu e hicimos varias paradas para contemplar el paisaje y hacer fotos. Al llegar al ascensor nos bajamos de las bicis y atravesamos el túnel para verlo por el otro lado.

Continuamos pedaleando hacia el Ascensor N°3. Un poquito antes de este se encuentra un bonito edificio de ladrillo que alberga la sala de máquinas que permite el funcionamiento de los Ascensores N°3 y N°2. La visita nos pareció muy interesante gracias a las que pudimos escuchar de primera mano las explicaciones ofrecidas por uno de los trabajadores.

De allí nos acercamos al Ascensor N°2, el más pequeño de todos.

RESTAURACIÓN Y ALQUILER DE BARCOS

Hicimos una parada para comer en La Cantine des Italiens, el único restaurante que se encuentra en el camino. Es un restaurante sencillo donde sirven unas pizzas y unos platos de pasta buenísimos, y cuenta con una terraza súper agradable para comer al aire libre.

Justo delante del restaurante hay un embarcadero donde se pueden alquilar unos pequeños barcos eléctricos para los que no hace falta permiso. Tienes que reservarlo por teléfono o en las oficinas que se encuentran allí. Es una experiencia súper divertida y muy recomendable.

Tras finalizar el paseo en barco continuamos en bicicleta hacia el Ascensor N°1. Desde allí proseguimos hacia el Ascensor de Strépy-Thieu, no sin antes hacer algunas fotos más.

FINAL DEL RECORRIDO

Antes de finalizar el recorrido pudimos contemplar el gran Ascensor Strépy-Thieu desde la parte alta del canal, un espectáculo impresionante que ayuda a comprender la magnitud de esta obra de ingeniería.

Devolvimos las bicicletas en la oficina del Ascensor Strépy-Thieu tras haber pasado un día magnífico que nos dejó con las ganas de regresar a hacer otros circuitos de la región.

Es TOP por estar en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco
Es ideal para un agradable día al aire libre
No te pierdas la pizza de la Cantine des Italiens

Ascenseur de Strépy-Thieu
Rue Raymond Cordier 50, 7070 Thieu
Tfno: 064 67 12 00
www.canalducentre.be
www.vhello.be

DEJA UN COMENTARIO

Por favor introduzca su comentario
Por favor introduzca su nombre aquí