Suscríbete a la newsletter más TOP de la ciudad y descarga tu ruta Bruselas Centro en 24h
Buscar

Restaurantes

G. Spud, la patata convertida en la estrella del menú

En G.Spud la patata es la estrella del menú. En este restaurante especializado en ensaladas, estas se elaboran con productos frescos y de primera calidad a la vista del cliente, que puede elegir entre una decena de versiones. El ingrediente principal de todas ellas es una patata de textura cremosa horneada a baja temperatura durante varias horas.

G Spud Ensaladas

LA HISTORIA

La importancia cada vez mayor de comer de forma sana y equilibrada dando prioridad al consumo de productos locales, así como sus numerosos viajes alrededor del mundo, sirvieron de inspiración a Géraldine Dubois para la creación de un concepto de restauración rápida y de calidad cuyo producto estrella fuese de origen local.

Siendo gran amante y conocedora de las cualidades nutritivas de la patata, se había dado cuenta de que fuera de Bélgica no era apreciada como se merecía, salvo que se consumiese en forma de frites. Por esa razón, esta mujer de energía desbordante apasionada de la buena comida, decidió abrir un restaurante de ensaladas donde la protagonista fuese la patata.

Abrió el primer local en 2015 en la Rue Jourdan bajo el nombre G. Spud, (G de Géraldine y Spud de patata en inglés), y dos años más tarde inauguraría el segundo establecimiento en la rue du Bailli.

G Spud Ingredientes de ensaladas

LA CARTA

La carta se compone de 10 variedades de ensaladas divididas en tres categorías: las vegetarianas, las del mar y las de carne. A estas hay que añadir la sugerencia de la casa que cambia con regularidad.

Todas las recetas de las ensaladas de G. Spud son creadas por Géraldine y son aptas para cualquier persona: vegetarianas, veganas, las que están a dieta, celíacas e incluso para aquellas que tienen un gran apetito, pues siempre existe la posibilidad de añadir uno o varios ingredientes adicionales como bacon, huevo, queso parmesano… pagando un pequeño suplemento.

La base de todas las ensaladas es una patata asada a baja temperatura. Esta forma de preparación le confiere una textura súper cremosa. La patata se sirve tibia y con piel, y a ella se le añaden los demás ingredientes. ¿El resultado? una auténtica delicia.

G Spud vista del comedor

EL LOCAL

El ambiente de G. Spud es acogedor e informal, y puedes encontrar gente de todas las edades a cualquier hora del día, porque sus ensaladas se adaptan a todos los gustos y abren de manera ininterrumpida.

A Géraldine y a su marido les encanta la decoración, y juntos se han ocupado de decorar ambos locales, siendo Pinterest su mayor fuente de inspiración. En ellos predominan los colores suaves y naturales, principalmente los tonos tierra, que recuerdan el lugar de procedencia de la mayoría de los alimentos, y sobre todo de la patata, la estrella del menú.

Es TOP por la calidad y la variedad de las ensaladas
Es ideal para hacer una comida sana, rápida y rica
No te pierdas la ensalada césar, la de salmón, o la sugerencia de la casa

G.Spud
Rue Jourdan 9, 1060 Bruselas
Tfno:02 538 05 08

Rue du Bailli 38, 1050 Bruselas
Tfno: 02 647 06 16
www.g-spud.com

Cõcina, comida italiana como hecha en casa

En Cõcina sirven comida italiana “como hecha en casa” elaborada según recetas tradicionales, con productos frescos y de temporada. Además si lo deseas, tienen un mostrador donde puedes comprar comida para llevar.

LA HISTORIA

A Antoine Bradfer y a Carmelo Licate les unía desde hacía tiempo además de una gran amistad, la pasión por la gastronomía italiana. Con el objetivo de abrir en Bruselas un restaurante de cocina italiana auténtica decidieron recorrer Italia de Milan a Parma pasando por Bolonia y Forte dei Marni. En marzo de 2016 su proyecto se hacía realidad con la apertura de Cõcina.

cocina comida italiana como hecha en casa

LA CARTA

La calidad y la frescura de los ingredientes son la nota dominante para la elaboración de recetas sencillas y exquisitas. El secreto está en que todo se prepara en el momento y para cada cliente, por eso ningún plato es igual a otro, como la comida italiana «hecha en casa».

La carta del restaurante se renueva cada día en función de los productos del momento y de la inspiración del chef.

Entre los entrantes destaca el carpaccio de bresaola y cualquiera de sus variedades de burrata que son una auténtica delicia, sobre todo acompañadas de un pan crujiente ligeramente amarillo elaborado con harina de sémola.

Entre los platos de pasta, aunque esta cambia continuamente, uno de los más demandados es el de paccheri nduja, melanzane et stracciatella, con berenjena, salsa de tomate y salchicha picante que sirven con una cremosa stracciatella. A mi personalmente me encanta la pasta frutti di mari y puedo asegurarte que la de Cõcina está buenísima.

Para rematar la comida lo mejor es el tiramisú, cremoso y ligero, hecho con los auténticos bizcochos savoiardi y una crema de mascarpone sin alcohol.

cocina comida italiana como hecha en casa

EL LOCAL

El restaurante es acogedor e informal gracias a una acertada combinación de acero y madera. Está dividido en dos plantas, y la de arriba, que es una mezzanina, se puede privatizar para cenas o cualquier tipo de evento.

La cocina es abierta y se encuentra en el centro del restaurante para que los clientes puedan ver cómo elaboran los platos. Además, Cõcina cuenta con una terraza orientada al sur donde puedes sentarte a comer o a tomar el aperitivo en cuanto el sol hace su aparición en la capital belga.

Es TOP por la calidad de su cocina
Es ideal para una comida o cena en pareja o con amigos
No te pierdas los paccheri nduja, melanzane et stracciatella

Cõcina
Rue Washington 49, 1050 Bruselas
Tfno: 02 850 59 90

www.cocina.be

La Luck, un original bar de juegos de mesa

La Luck es un original bar de juegos de mesa que apenas dos semanas después de su apertura ya está dando mucho que hablar. La razón es muy sencilla, pues se trata de un concepto importado de Canadá que permite ir a cenar o tomar algo y pasar una entretenida tarde jugando.

LA HISTORIA

Los hermanos Laurentin y Timothée Dathis nacieron en Francia pero crecieron en Montréal. Fue precisamente en esa ciudad donde Laurentin descubrió este original bar.

Según me explicó el propio Laurentin, él no había sido un gran aficionado a los juegos de mesa de pequeño, pero este hallazgo marcó un antes y un después en su vida, abriéndole las puertas de un universo apasionante, súper dinámico y con un sinfín de utilidades. Tanto fue así que su hermano y él decidieron importar el concepto a Europa, abriendo el primer local en Lille en 2016. Tres años más tarde desembarcan en Bruselas con la intención de animar a todo el mundo a jugar.

EL CONCEPTO

Nada más instalarte en una de las mesas de la sala de juegos, se acercará un sommelier de juegos. Este es un experto y gran conocedor de juegos de mesa que tras una pequeña conversación con los jugadores, se encargará de proponer y explicar los juegos que más se adapten a sus gustos y necesidades.

Entre los numerosos juegos propuestos los hay de estrategia, musicales, de cultura general, de acción,… solamente tienes que decir qué tipo de juegos te interesan y el sommelier se encargará del resto.

Gracias a la gran variedad de juegos y a sus múltiples utilidades se puede ir a La Luck a pasar una tarde con amigos, un domingo con la familia, celebrar un cumpleaños, organizar un taller de gestión de estrés, hacer un brainstorming o un teambuilding de empresa. Las posibilidades son (casi) infinitas.

Otra particularidad es que se puede ir a La Luck a cenar, a tomar un café o un brunch, pero también es posible ir solamente a jugar. Por 5€ por persona se puede jugar de manera ilimitada y descubrir una gran variedad de juegos.

LA CARTA

En La Luck no se juega con la comida y han elaborado una carta tan variada como su clientela con el objetivo de satisfacer los gustos más diversos.

Por una parte, proponen tablas de quesos, embutidos o vegetariana, ideales para compartir. Por otro lado, en la sección de street food hay hamburguesas y poké bowl, y además ofrecen una selección de platos de cocina de brasserie como ceviche o carpaccio para aquellos que buscan algo más sofisticado.

Los fines de semana organizan brunch que incluye tortitas con sirope de arce, haciendo un guiño a Canadá. Sin embargo, esta no es la única especialidad canadiense, pues la famosa poutine a base de patatas fritas y caldo de carne también está presente en la carta de este establecimiento.

En cuanto a las bebidas, además de vinos y cervezas locales hacen también excelentes cócteles, con y sin alcohol.

EL LOCAL

De la decoración se ha encargado el mismo interiorista de origen canadiense que realizó la del local de Lille. La mayor parte de los muebles proceden de mercadillos y han sido restaurados.

El local dispone de dos plantas y una coqueta terraza. La planta baja ejerce las funciones de un bar restaurante completamente normal donde se puede ir a tomar el brunch, el aperitivo o a cenar. La primera planta está destinada a los juegos de mesa, aunque en ella también se permite comer y beber. Su ambiente informal y acogedor invita a querer pasar toda la tarde descubriendo infinidad de juegos.

Es TOP por su originalidad y su agradable ambiente
Es ideal para pasar una divertida tarde con familiares o amigos
No te pierdas sus hamburguesas y sus cócteles

La Luck Brussels
Rue Washington 74, 1050 Bruselas
Tfno: 0476 17 45 28
www.la-luck.com

Voisin, pasta creativa y cócteles de autor

Platos de pasta llenos de creatividad y cócteles de autor, además de deliciosos aperitivos para compartir es lo que propone Voisin, un pequeño restaurante ubicado en la animada zona de Châtelain.

Tras el éxito de DJO, el primer proyecto común Maxime Grell y Louis Jones, ambos han apostado de nuevo por las raciones y platos para compartir, pero esta vez con la pasta como protagonista.

LA HISTORIA

Hace más de 10 años que una gran amistad une a Maxime Grell y Louis Jones, fundadores de Voisin y de DJO. Por aquel entonces Maxime se dedicaba a la organización de eventos y Louis, que estaba estudiando pero siempre había mostrado interés por la cocina, decidió montar una empresa de catering que terminaría por prestar sus servicios a los eventos de Maxime.

Años más tarde decidieron emprender un proyecto común, el bistro-bar DJO, un concepto de restauración informal basado en deliciosas raciones para compartir elaboradas con ingredientes de calidad y una cuidada presentación. La excelente acogida de DJO les impulsó a querer aumentar la familia y abrir un nuevo establecimiento, esta vez con la pasta como plato estrella de la casa.

Según me explicó Thomas, quedar a tomar el aperitivo y comer un plato de pasta con amigos es algo que los belgas realizan con frecuencia y a ellos les encanta. Por esa razón tuvieron la idea de abrir un bar donde poder reunirse a tomar algo con familiares, amigos o incluso vecinos, y si la ocasión lo propicia, poder quedarse a tomar un plato de pasta.

LA CARTA

La carta de Voisin propone por un lado tablas de embutidos, de quesos o mixta, así como una serie de boles para compartir, y por otro lado una selección de platos de pasta llenos de creatividad. La mayoría de los platos varían en función de la inspiración del chef y de los productos de temporada.

Nosotros pedimos de primero tres boles para compartir: las croquetas de champiñones, el tartar de tomates y el humus con pipas de girasol servido con focaccia caliente. Nos gustaron mucho los tres pero las ganadoras fueron las croquetas por su sabor y cremosidad.

En cuanto a los platos de pasta elegimos dos de los más originales: el de pasta con salsa de trufa, queso parmesano y champiñones y los tagliolini con tinta de calamar, pulpo al ajillo y huevas de trucha. No obstante, si eres de los que prefiere las recetas de pasta tradicionales siempre tienes la opción de pedir la pasta con salsa boloñesa de la abuela o la full cheese con tres variedades de queso (Comté, Beaufort o Gorgonzola).

Nos encantó la original mezcla de sabores y la cuidada la presentación de los platos, sobre todo teniendo en cuenta que se trata de un restaurante informal.

EL LOCAL

La decoración moderna y luminosa del local en el que destaca la gran pared de mosaico azul verdoso lo convierten en un lugar agradable tanto para la hora de la comida como de la cena. Cuenta con una sala con tragaluz situada al fondo del local que se puede reservar para eventos y celebraciones. Además tiene una terraza soleada donde disfrutar del aperitivo en cuanto el tiempo lo permite.

Si de la creatividad de los platos se encarga el chef Justin Châtelain, quien se ocupa de los cócteles es Thomas. Nosotros no llegamos a probarlos porque fuimos un día a comer y preferimos optar por pedir una cerveza ligerita, pero según los entendidos el Pink Army a base de ginebra, sirope de almendra, zumo de limón y tónica es una auténtica perdición.

Es TOP por sus cócteles, sus deliciosos aperitivos y sus originales platos de pasta
Es ideal para una comida informal, un aperitivo o cena con amigos
No te pierdas sus boles o o cualquiera de sus platos de pasta

Voisin
Rue Tabellion, 31 1050 Bruselas
Tfno: 02 251 61 45
www.voisin-bistrobar.be

Suscríbete a la newsletter más TOP de la ciudad y descarga tu ruta Bruselas Centro en 24h